lunes, 13 de julio de 2009

MUSICA


Los acordes melódicos de tu voz se acompasan con los latidos de mi corazón.

Me sumergo en mis sueños, como pez en el agua.

Los sonidos de tus besos resuenan en el silencio de la habitación en calma. Poco a poco el volumen de nuestros alientos la acaparan.

Bailo al compás de tu mirada.

Me entrego en tus brazos y dejo que mi cuerpo envuelva al tuyo en tu cama. El tuyo vibra, el mío arde en llamas.

Mas tarde, de nuevo el silencio; pero ya la melodía de tu esencia quedó grabada en mi alma.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario