Translate

lunes, 4 de febrero de 2013

HAY DIAS ...

Hay días en los que el alma
se quiebra en pedacitos
y, aunque intento juntarlos
lo más rápido posible
con el fin de que ninguno se extravíe,
a veces no lo logro.
Y ahí quedo,
con el alma destrozada,
intentando armar el puzzle
desde un rincón oscuro
de mi soledad.
Lloro sobre las piezas,
una vez más,
odiándome por haber vuelto a creer
que esto no sucedería más.
Sin embargo,
lo más doloroso
no es saberla hecha añicos.
No.
Lo más doloroso
es saber que esto sucede
porque, cada vez que se desarma,
pretendo devolverte
el pedacito de la tuya
que un día gentilmente
dejaste en mi.


1 comentario:

  1. No te enseñaron de chiquita que los regalos no se devuelven!??? ;)

    ResponderEliminar